Las estufas E 30 y la E 40 de Hergóm tienen la opción de fundente blanco en el interior, que resalta el brillo y la luz del fuego, haciendo más acogedor el espacio

 

El desarrollo de nuevas propuestas en calor de leña ha llevado a la firma Hergóm a fabricar algunos de sus modelos con cámaras de hierro recubiertas con fundente blanco, una innovación que resalta el brillo y la luz del fuego.

Los modelos E 30 y E 40 presentan la opción de recubrimiento en fundente blanco, en el caso de la E 30 en los tamaños que se comercializan: L, M, S y XS, éste último modelo con la posibilidad de quemar leña o carbón.

Ambos modelos están fabricados en hierro fundido, lo que garantiza su resistencia, durabilidad y la calidad de calor.